Menu

                 

Pura basura

Algunos usuarios dicen que no hay un sistema de recolección efectivo en toda la ciudad que incentive el ejercicio de selección en la fuente. / ARCHIVO PDM Algunos usuarios dicen que no hay un sistema de recolección efectivo en toda la ciudad que incentive el ejercicio de selección en la fuente. / ARCHIVO PDM

Villavicencio produce 11.761 toneladas de residuos en un mes, sin embargo hay desinformación sobre la disposición final segura y falta conciencia ambiental

En Colombia, según el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible (MADS), se producen 11,6 millones de toneladas de basura al año, y tan solo se recicla el 17%. En el caso de Villavicencio, la empresa de aseo Bioagrícola del Llano, ha dado pasos en la recolección de escombros y la clasificación de residuos sólidos, sin embargo aún falta información, y concientización de los villavicenses.

Andrea del Pilar Lesmes, directora comercial de Bioagrícola, expresó que el actual relleno sanitario de la ciudad inició operaciones en enero del 2008 y cuenta con una licencia de 33 años, lo que indica que aún tiene un largo tiempo de uso. Adicionó que se recogen en promedio cerca de 11.761 toneladas de residuos al mes, y el 2016 lo cerró con una recolección de 139.809 (ton.)

Lesmes explicó que basados en el Decreto 1077 del 2015, el aprovechamiento entró a ser una acción más de la prestación del servicio público de aseo, por ello, Bioagricola buscó que algunos recuperadores que trabajaban en la informalidad, se formalizaran y se convirtieran en empresas prestadoras de servicio público enfocadas  a esta actividad.

En la actualidad por lo que está reportado en el Sistema Único de Información de la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios hay cuatro asociaciones en la ciudad. Estas hacen un reporte de las toneladas de residuos aprovechables que recogen, y Bioagrícola con base en ellos hace un cálculo de tarifa.

Según Lesmes esta actividad tiene dos tipos de remuneraciones para los empresarios recuperadores. La primera es un mayor valor de comercialización, que les permite sostener administrativamente su asociación. Y la segunda es el valor base de aprovechamiento, es decir, la remuneración a ese recuperador por la recolección en las calles, y luego hacer disposición segura.

Desde junio de 2017 se han venido efectuando estos cobros vía tarifa a los ciudadanos vinculados al servicio de aseo, el cual Bioagrícola traslada a los recuperadores, es decir, lo que recauda lo concilia con ellos, y finalmente se lo gira. Ellos ya tienen establecidas unas rutas en algunos barrios de Villavicencio, y pasan en las mismas frecuencias que el camión compactador. El llamado es a que las personas hagan separación en la fuente para facilitar su trabajo.

Por otro lado, en el relleno sanitario una fundación autorizada por la empresa de aseo, recupera en promedio 9,8 toneladas al mes, este año han logrado la recuperación de un poco más de 88 (ton), y el 2016 cerraron la cifra en 159.000 kilos. Lesmes explicó que la recolección de los aprovechables, no es una actividad solo de Bioagrícola, es un proceso de concientización profundo con la ciudadanía para que haga la separación en la fuente.

Escombros y residuos especiales

Bioagricola  cuenta con una escombrera para la adecuada recolección de Residuos de Construcción y Demolición (Escombros), los cuales no generan valor agregado para los constructores, lo que hace difícil que estén dispuestos siempre a pagar los costos para darles su disposición final.

Pese a ello, ya algunas concesiones viales, y constructores han venido haciendo uso de este servicio. “El año pasado recibimos 5.502 toneladas de escombros, y en lo que ha corrido de este año se han recibido un poco más de 5.161 toneladas”, afirmó Lesmes.

Este servicio maneja una escala de precios que depende de la cantidad de escombros recogidos, por ejemplo, sí un cliente lleva por sus propios medios a la escombrera entre 1 y 270 toneladas para su disposición final, el valor por tonelada de estos residuos es de $37.877. A mayor número de toneladas se reduce la tarifa.

También Bioagricola ofrece el transporte para la recolección de los escombros, pero el servicio tiene otras tablas de valores, en los que se tiene en cuenta las distancias. Existe el servicio de contenedores de cinco yardas, en los cuales se pueden recolectar entre 4 y 4,5 toneladas de residuos, el cliente los llena, y luego la empresa de aseo los retira a un precio muy cómodo, ya que la logística es menos costosa.

Por otro lado, existen servicios especiales para residuos que por su tamaño o volumen no se pueden recolectar en la ruta. “Cuando se hacen remodelaciones en casas, recogemos los escombros por lonas de 25 kilos a $6.326, el cliente puede autorizar el pago vía teléfono, hacemos el servicio, y lo cargamos en la siguiente factura del servicio público domiciliario”, explicó Lesmes.

La misma forma de pago funciona para la recolección de colchones ($6.900), sofá grande ($9.000), lona de vidrios ($4.611), teja de plástico ($1.122), y sanitario ($3.689). La Directora hizo un llamado a la ciudadanía para concientizarse acerca de la disposición final de este tipo de residuos, que no tienen costos exorbitantes, en pro de tener una ciudad limpia, y un medio ambiente más sano. 

volver arriba
Bookmakers bonuses with gbetting.co.uk click here